Emitir mensajes que lleguen a todos

Publicado por admin en

Manuela Da Silveira: "Tenemos que aprender a emitir mensajes que lleguen a todas las personas"

Manuela Da Silveira sonríe mirando a cámara

En el mes de junio se realizó la primera edición del curso “Comunicación accesible e inclusiva”, con el que inauguramos nuestra academia de cursos para avanzar en accesibilidad e inclusión.

Una de las alumnas que nos acompañó fue Manuela Da Silveira, comunicadora y humorista, con quien hablamos sobre accesibilidad, inclusión y comunicación.

¿Qué te llevó a hacer este curso ahora? ¿Por qué te pareció importante dedicarle tiempo y energía?

El teletrabajo me llevó a aprovechar muchas instancias de aprendizaje online, algo que antes era impensado para mí. Creía que no sería posible concentrarme y sostener el espacio. He cursado varios talleres online y han sido muy nutritivos. En cuanto a la temática de este curso, creo que es muy importante que aprendamos a emitir mensajes que lleguen a más personas. Hasta hace poco no era consciente de que la masividad de un mensaje no quería decir que le llegara a todo el mundo. Para que una comunicación llegue a todas las personas hay que adaptarlo y diseñarlo desde otro lugar.

¿Qué herramientas concretas te llevaste del curso?

Valoro mucho las cuatro etapas, el diseño universal, mantener la cadena fuerte, el incluir a las personas en el testeo de los mensajes (“Nada sobre nosotros sin nosotros”) y estandarizar. Creo que las etapas son claras e interdependientes. Si creamos un audiovisual inclusivo pero no lo consultamos con personas ciegas no tendremos claro el panorama. 

¿Qué te genera escuchar a personas con discapacidad hablar sobre el mundo al que no acceden porque los contenidos no son accesibles?

Mi primera sensación es la culpa. Me da culpa no contemplar a más personas en los mensajes. Y hay que moverse de ese lugar, de la culpa y de la incomodidad y pasar al hacer, aprender y colaborar para que la comunicación integre a todas las personas. También creo que es importante que se generen espacios de convivencia para que podamos intercambiar y conocer de qué forma podemos conectarnos, dando inicio a un proceso, porque no será de un día para el otro. Para que haya espacios de intercambio y conexión es fundamental la inclusión en ámbitos educativos y en lo laboral. 

Vos sos comunicadora y te vinculás con comunicadores frecuentemente, ¿son conscientes de las barreras que tienen las personas con discapacidad para comunicarse y acceder a los contenidos que generamos?

Creo que falta mucho por hacer. Ahora hay intérprete de Lengua de Señas en los canales nacionales y ojalá que pronto esa modalidad se extienda a toda la programación. Hay una guía de estilo sobre discapacidad para profesionales de los medios de comunicación pero no sé si esa información se integra en los medios, tal vez en algunas áreas.  

Las redes sociales aportan algunas herramientas incorporando subtítulos, pero falta mucho por aprender. El desafío es integrar esos cuatro pasos y comenzar a incluirlos desde el diseño de los mensajes. También creo que es importante que haya personas con discapacidad en los medios, comunicando. 

En estas semanas que pasaron nos detuvimos a entender cuáles eran las barreras de acceso a la comunicación y la información y cuáles son las herramientas que tenemos a nuestro alcance para derribarlas. ¿Qué creés que nos hace falta -como sociedad y como individuos- para acelerar este proceso de derribar barreras?

Lo que más hace falta es generar espacios de conversación y de convivencia.  La sociedad tiene que adaptarse a la diversidad de personas, no al revés. Celebro iniciativas como el Simposio “Incluir para crecer.” organizado por Mercedes Viola, de 4D Lab, el año pasado nos encontramos con Umuntu allí. Creo que estas instancias de intercambio, diálogo y aprendizaje son fundamentales. También es bueno que se integren miradas de otros países para enriquecernos y ver de qué forma se pueden replicar las buenas prácticas. Estos espacios de intercambio son fundamentales para organizaciones y para las personas también. Más allá del rol de comunicadora, como ciudadana es importante asumir un rol activo en la inclusión para ser una sociedad más justa y también más creativa. Porque la diversidad nos vuelve más creativos. 

Categorías: Uncategorized

0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *